Barbie: Más allá del rosa

Barbie ha sido una figura icónica en la vida de las niñas durante más de seis décadas. Es uno de los pocos juguetes que hasta el día de hoy continúan vigentes y es todo un fenómeno cultural. Yo tuve, mi hija tuvo, casi todas las mujeres que conozco tuvieron al menos una.

Creada en 1959 por Ruth Handler, cofundadora de Mattel, Barbie se presentó como una muñeca que permitía a las niñas soñar a lo grande y ampliar sus horizontes. Y desde entonces, su frase: “Tú puedes ser lo que quieras ser”, ha inspirado a muchas personas. Barbie ha tenido la mayor cantidad de oficios y profesiones a los que cualquiera pudiera aspirar.

Barbie

Amada por millones de niñas en diferentes países alrededor del mundo, Barbie ha evolucionado constantemente para reflejar las cambiantes normas sociales y valores culturales. Y también ha sido muy atacada. La marca ha sido criticada por perpetuar estereotipos perjudiciales y promover un estándar de belleza poco realista, con una figura de proporciones imposibles y un aspecto impecable.

Los críticos sostienen que una representación tan idealizada puede afectar negativamente a la autoestima y la imagen corporal de las niñas, por lo que la marca ha tomado medidas para responder y alinearse con una agenda socialmente más responsable.

La campaña “Tú puedes ser lo que quieras ser” e iniciativas como el Proyecto Barbie Dream Gap pretenden empoderar a las niñas animándolas a creer en sus capacidades y a superar las barreras sociales. El compromiso de la marca de promover la autonomía femenina y destacar los logros de modelos de la vida real ha sido un paso positivo para fomentar la confianza y la ambición de las niñas.

Tradicionalmente la estrategia de marketing de Barbie se ha dirigido principalmente a las niñas, promoviendo la idea de posibilidades infinitas. La marca ha aprovechado eficazmente la imaginación y las aspiraciones de su público objetivo, presentando a Barbie como un símbolo de éxito, independencia y vanguardia de la moda. Al mostrar diversas opciones profesionales, como astronauta, médico e ingeniera, Barbie ha conseguido inspirar a las jóvenes para que persigan sus sueños más allá de los roles tradicionales de género.

A lo largo del tiempo, se han introducido muñecas Barbie con diferentes tonos de piel, etnias y tipos de cuerpo buscando fomentar la inclusión y promover la representación y que las niñas de todos los orígenes, puedan verse reflejadas en la historia de la muñeca.

Podemos ver representada a Barbie en diferentes artículos: muñecas, mochilas, ropa, lentes y ahora podremos verla representada en carne y hueso en la nueva película protagonizada por Margot Robbie como Barbie y Ryan Gosling como Ken.

Atraer y retener el talento en las nuevas generaciones | Ricardo Jabes & Hans Hatch

LINK

La película de live action parte desde la premisa que resalta los estereotipos que ha tenido la muñeca en todos estos años, para llevarnos a una historia que promete entretener a fans de la muñeca y a sus detractores.

Aunque el estreno está previsto para el 20 de julio, la estrategia de marketing comenzó hace más de un año. Marcas como Chevrolet, Spotify, Gap, Xbox, Walmart y hasta Airbnb, se han vuelto aliados en la estrategia por llevar el color rosa a todos los lugares.

Barbie

Filtros de realidad aumentada en Instagram o TikTok, colaboraciones con influencers, marketing tradicional y digital, todo esto hecho que hoy Barbie esté en boca casi de cualquier persona.

En México, la alfombra rosa de Barbie será este jueves 6 de julio en Toreo Parque Central y sus protagonistas estarán presentes.

Y tú ¿Eres lo que quieres ser?

Déjame tu opinión o platiquemos en Twitter

COMPARTIR ARTÍCULO

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp

DEJAR UN COMENTARIO

1 comentario

  1. Muy interesante artículo, yo soy de las pocas mujeres que no pedí una Barbie y ya me encuentro en el piso 6🙄🤣😂

Deja un comentario

ARTÍCULOS RELACIONADOS