¿Cómo podemos trabajar nuestro personal branding o marca personal?

¿Quién no ha escuchado hablar del ‘personal branding’ o de la marca personal últimamente? Es un término que lleva en auge muchos años pero que, quizá debido a la pandemia, ha experimentado una explosión de popularidad. 

¿Qué es el ‘personal branding’?

El ‘personal branding’ o la marca personal es la práctica de promover a las personas y sus carreras como si se trataran de marcas. Es la huella que vamos dejando en los entornos profesionales en los que nos movemos y también en las redes. 

Sin embargo, estamos hablando de un proceso dinámico y continuo, que se desarrolla con el tiempo y que, al igual que las marcas, puede variar a lo largo de los años: es decir, podemos identificarnos como expertos en un área concreta pero, tras ir adquiriendo conocimientos y experiencia, querer reposicionarnos y reorientarnos a otro ámbito o área profesional.

Además, como todas las marcas importantes, la marca personal debe contar una historia, en este caso, tu historia. Solo así conseguiremos dejar impresión, tal y como indica Forbes en su artículo “10 rules of personal branding”

Importancia del personal branding

Cada día que pasa el mercado de trabajo se vuelve más competitivo y, por ello, debemos diferenciarnos del resto de profesionales, tal y como indica la Escuela de Negocios y Dirección. Buscar nuestro USP es, por tanto, clave. El USP es el ‘Unique Selling Proposition’, es decir, nuestra propuesta de valor única. La headhunter Giovanna De Prat en su webinar “Las claves para mejorar tu marca personal en redes sociales” para el EAE Business School, explica perfectamente la importancia de trabajar este valor diferencial. 

Además, no debemos aspirar a dar visibilidad a lo que hacemos, debemos potenciar nuestros logros. Lo que hemos sido capaces de hacer y nos hace destacar frente a otros profesionales del mismo sector. 

Tu personal branding no puede ser un copy & paste

Lo que queda claro es que nuestro valor diferencial es la base para poder comenzar a trabajar nuestro ‘personal branding’. Por tanto, no podemos caer en el error de intentar copiar la estrategia y el valor de otras personas con una marca personal notoria en redes. 

Un muy buen ejercicio es observar qué hacen los demás e intentar tomar ideas para nuestro ‘personal branding’. Sin embargo, todas estas ideas que tomemos deben pasar por el filtro del autoconocimiento y la adaptación a nosotros. Tenemos que saber quiénes somos, qué queremos hacer, dónde queremos enfocarnos y establecer y trabajar nuestro USP para conseguirlo. De no tener esto claro, estaríamos copiando a otros y no conseguiremos un valor diferencial único, que es el famoso asset que buscan las empresas cuando hablamos de guerra por el talento. 

¿Qué tenemos que tener en cuenta para mejorar nuestra marca personal?

Tras todo lo que hemos visto, podemos deducir que la clave del ‘personal branding’ es saber venderse. Parece muy obvio pero la práctica es diferente ya que normalmente siempre nos resulta más sencillo vender cualquier producto o servicio antes que a nosotros mismos. 

Para vendernos de la mejor forma posible, debemos trabajar muy bien lo que  hacemos, lo que publicamos, y la actitud o disposición que tenemos. 

  • Lo que hacemos: tenemos que mostrar que nuestras acciones y nuestros logros profesionales son verídicos. Aquí es importante contar con terceros que puedan avalar nuestras skills. Además, debemos guardar coherencia entre lo que afirmamos y actuar conforme a ello. Es decir, si en nuestros perfiles en redes decimos que somos personas expertas en SEO, con nuestros actos debemos avalar esa afirmación, mostrando de forma pragmática esos conocimientos que nos convierten en expertos y verdaderos profesionales del SEO. De no hacerlo, estaríamos devaluando nuestro ‘personal branding’.
  • Lo que publicamos: todo lo que publicamos en las redes va a conformar también nuestra marca personal. Por eso debemos ser cuidadosos con lo que proyectamos y focalizar muy bien nuestra comunicación según lo que queramos conseguir. Además, debemos explorar diferentes formatos para publicar (textos, audios, vídeos…) y desarrollar nuestra red de contactos.

La actitud o disposición: tiene que ver con cómo hacemos y decimos las cosas. Muchas veces cuando hablamos de actitud se percibe como un elemento poco importante pero nada más lejos de la realidad. El cómo es igual de importante que el qué. De hecho, si tenemos en cuenta la guía de Hubspot para construir nuestro personal branding, “Personal Branding: The Ultimate A to Z Guide”, veremos que la mayor parte de los elementos nombrados hacen referencia al cómo.

Rosa María Martínez Olmos
Con amplia experiencia en marketing digital, Rosa María Martínez Olmos es actualmente Content Marketing Manager a nivel internacional en la compañía Talentia Software, editor de soluciones software para el rendimiento financiero y de RRHH. Es especialista en Inbound Marketing, Lead Generation y Brand Awareness. Colabora de forma habitual en medios digitales y en programas de radio para tratar estos temas. Además, también ha colaborado en la planificación de los proyectos profesionales de alumnos de Máster en el ISTEC Business School de París, Francia.

Este autor escribe en Soy.Marketing los días lunes de cada cuatro semanas.
Subscribe
Notify of
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

Artículos relacionados

Lo más reciente