Talentos en movimiento: Reflexiones del 2023 y miradas al 2024

El año 2023 ha dejado una profunda huella en el panorama laboral, caracterizado por una montaña rusa financiera y los persistentes desafíos derivados de la pandemia. Este periodo ha sido testigo de una marcada rotación de talento, con despidos masivos en empresas clave, mayormente concentrados en perfiles comerciales.

Las cifras hablan por sí solas: más del 50% de las personas están en búsqueda activa de cambio, el 70% está abierto a nuevas oportunidades, y un sorprendente 90% ha explorado cambios de rumbo en su carrera durante este año. México, en particular, se erige como uno de los países con mayor dinamismo en cuanto a movimientos de talento en la región.

Desafíos y oportunidades para el 2024

A medida que nos adentramos en el 2024, se vislumbran desafíos intrigantes. La atracción y retención de colaboradores se mantienen en el epicentro, con estrategias que buscan replantear las experiencias laborales, la cultura organizacional y los planes de carrera. Se espera una fuerza laboral más empoderada, con acceso ampliado a oportunidades y herramientas que mejoren su experiencia global.

Un grupo de personas con talento en una empresa formando un círculo mientras se toman de la mano.

Sin embargo, este escenario no estará exento de tensiones. Las empresas enfocarán sus recursos en el talento valioso, aquel capaz de marcar la diferencia y generar el valor añadido necesario. Esto podría llevar a decisiones difíciles, como despidos selectivos, con el objetivo de optimizar costos y mantener la rentabilidad, el santo grial en este mercado de economía volátil.

El 2024 también promete un escenario de liderazgo multifacético, con gerencias nuevas asumiendo roles de toma de decisiones clave. Las organizaciones podrían encontrarse con tres generaciones distintas en su plana directiva, un desafío para la coherencia en la toma de decisiones y el rumbo de la empresa.

Impacto de Marca: Éxito Social Redefinido | Mauricio Ramirez & Ricardo Torres & Hans Hatch

El reto de la retención

La retención de talento se erige como uno de los mayores riesgos del próximo año, con un 33% de las empresas considerándolo como su principal preocupación.

El salario emocional y la renuncia silenciosa, basada en la experiencia ofrecida a los empleados, se perfilan como factores cruciales. Una marca empleadora sólida, un plan de carrera claro y la participación activa de los líderes serán esenciales para mantener la coherencia y consistencia.

Talento en el mundo digital

En el ámbito digital, el 2024 será testigo de acciones respaldadas por inteligencia artificial, destinadas a evolucionar los procesos en las áreas de talento.

Las empresas valorarán habilidades como la orientación a datos para la toma de decisiones, la capacidad de aprendizaje continuo, el dinamismo ante desafíos inesperados y la habilidad para aportar ideas de valor al negocio.

En resumen, el cierre del año 2023 nos deja un panorama laboral en constante cambio, donde las empresas deberán adaptarse con agilidad para atraer, retener y potenciar el talento necesario en este escenario competitivo y dinámico.

TAGS:

COMPARTIR ARTÍCULO

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp

DEJAR UN COMENTARIO

Deja un comentario

ARTÍCULOS RELACIONADOS