El branding de LaComer

La semana pasada escribí sobre mi UX en LaComer en mi rol de ama de casa y se armó un buen intercambio de opiniones en Twitter, bastante divertido y enriquecedor.

De entrada, los norteños vinieron corriendo a presumirnos que su HEB no tiene quién le compita. Y si bien es cierto que es una cadena excelente y que lleva años construyendo una relación muy favorable con su clientela, no he visto una sola sucursal que le llegue al nuevo concepto de LaComer.

Los exusuarios de Walmart (como yo) todos coincidimos en que los mejores días de las tiendas bajo esta marca quedaron atrás. Se durmieron en sus laureles abandonando la calidad de la atención a clientes y el mantenimiento de sus tiendas. Aun las recientes remodelaciones para migrar de Superama a WalmartExpress, como lo escribí cuando decidí abandonar dicha tienda, están muy lejos de compararse con LaComer.

Lo interesante de la conversación que se dio con tuits fue lo que se inició con una lluvia de quejas de que en su ciudad no hay LaComer o no se han actualizado las sucursales viejitas. Y fue entonces cuando nos dimos cuenta que se traen desde hace rato un buen desmadre con el branding.

Inicialmente para el consumidor, Comercial Mexicana era una y todos le decíamos LaComer. Paulatinamente, la empresa se dividió y de repente veías Comercial Mexicana y la Mega, sin saber si eran lo mismo o qué.

Al mismo tiempo, Gigante desapareció para convertirse en Soriana y fueron también absorbiendo algunas tiendas Comercial Mexicana y Megas que se fueron sumando a la marca Soriana.

Por su parte, LaComer incursionó en nicho muy elitista con algunas de sus tiendas (tanto Sumesa como LaComer) y las convirtió en Fresko, con un exitazo, y ese piloto los llevó a darle un upgrade y/o a abrir CityMarket, desbancando a Superama cuando ésta se atontó.

Lo raro fue que, por ejemplo, Soriana que estaba cerca de mi casa se hizo LaComer, cuando en teoría Soriana era de Comercial Mexicana. Y la Mega que pintaba para LaComer la hicieron Soriana.

Eso ha despertado más incertidumbre que curiosidad, sobre todo entre consumidores que ya esperan con ansias la conversión de sus tiendas… ¿cuáles son las marcas/sucursales que van a ser La(nueva)Comer? ¿la Mega entra en sus planes? ¿sucursales Soriana las van a volver a absorber? ¿o qué onda con su marca?

La vara está alta, las expectativas verdaderamente agigantadas, y el consumidor en ascuas. Eso no se hace señores LaComer. No puedes poner tiendas tan pero tan bonitas y dejar a tus usuarios en el limbo. No olviden que los huecos de comunicación siempre los llena el público (y su competencia) a su conveniencia. Un poquito de certeza no nos caería mal, nomás para que las ilusiones no se conviertan en una sensación de traición.

#PutAttention

Y tú, ¿vas al súper o a LaComer? Ven y cuéntame de tu experiencia en Twitter.

#PobreWalmart

COMPARTIR ARTÍCULO
Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
ARTÍCULOS RELACIONADOS
DEJAR UN COMENTARIO

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Publicar comentario