Hubo tiro en TikTok

Para quien no usa TikTok y no se enteró de la trifulca que se suscitó en días anteriores, los pongo en contexto.

TikTok es una red muy única que destaca porque su algoritmo es amable a la hora de ayudarte a ganar seguidores rápidamente. Es una cuna de influencers. Basta con seguir algunos sencillos pasos tales como subir contenido constantemente y hacer un buen uso de hashtags para que la red te proyecte a literalmente millones de usuarios. El valor del contenido será lo que determine la cantidad de seguidores y obviamente su engagement (No se olviden de estos dos conceptos que más adelante hablaré de ellos).

Pero como diría mi abuela, “hasta en los perros hay razas” y TikTok no es la excepción. Pues si bien, hay quienes para complacer a sus followers se enfocan en que su contenido sea de valor, hay otros tantos chapuceros que recurren a prácticas que podríamos clasificar como no muy éticas. Por ejemplo, siendo polémicos, plagiando o bien haciendo el ridículo replicando uno que otro challenge.

Honestamente me declaro fan de TikTok porque siento que su algoritmo me ha entendido muy bien y cada vez más me aparece contenido acorde a mis preferencias. Entre mis seguidos hay una serie de profesionales que van desde pilotos aviadores, emprendedores, científicos, deportistas y médicos.

Pues bien, hoy hablaremos de El Doctor Kk Wate (@Drkkwate) un cardiólogo mexicano con varias subespecialidades que reside en Estados Unidos quien se caracteriza por su sentido del humor pesado, su sarcasmo y por ser muy directo. Incluso algunos mencionan que es la versión mexicana del Dr. House, aunque honestamente no creo que su objetivo sea parecerse a él. Como podrán imaginar tiene unos cuantos millones de seguidores porque en realidad tanto su contenido como su personaje, son auténticos.

La semana pasada me topé con un video del @Drkkwate donde empezaba diciendo “Aquí no me voy a poner pelos en la lengua. Esto sí va para este pendejo. A mi si me gustaría que me vengas a decir lo que acabas de decir en la jeta…” El video estaba dirigido para un psicólogo quien recientemente había sacado un Tiktok donde atacaba al cardiólogo pues afirmaba que en una transmisión en vivo el cardiólogo estaba ebrio y que por lo tanto la gente no se debería fiar de él. El Doctor Kk Wate muy a su manera le dejó claro que ese live lo había transmitido tras una larga jornada de 4 días de guardia.

Basta con ver un par de videos del atacante @yosoymarcorosas para entender que su 1.8 millones de seguidores los ha conseguido por lo polémico de sus videos donde se atreve a atacar a feministas y hasta a hacer un comparativo, según él muy profundo, entre “amas de casa huevonas” y “amas de casa de a huevo”.

Al inicio de este texto les comenté que el contenido de los tiktokers es el que puede determinar la cantidad de seguidores y su engagement. Los cuales no siempre van de la mano, pues como se podrán imaginar, el @Drkkwate no sólo ha ganado followers, sino que también una gran relación con su público y ejemplo de esto fue que la reacción de sus seguidores no se hizo esperar, pero no sólo esto, sino que también un ejército de otros personajes muy reconocidos del Tiktok, salieron en defensa del Dr Kk Wate de modo de que al poco tiempo este asunto ya era tendencia.

Obviamente el ganador fue el cardiólogo. El psicólogo se defendió e incluso trató de seguir siendo polémico y hasta atacó a otras cuentas populares. Honestamente nunca pude encontrar un comentario en estos videos que le dieran la razón. No cabe duda de que el tal Marco Rosas buscaba exposición y que incluso se ha de sentir el ganador de la contienda, porque siempre se ha mostrado arrogante y ególatra. Incluso hasta dudo que entienda perfectamente en lo que se metió.

Una vez más las redes sociales mostraron la fuerza de su naturaleza. No me cansaré de repetir que las redes no son medios de comunicación, sino plataformas donde la gente convive en pos de un objetivo común y que, aunque parezca que la anarquía es una constante de las mismas, hoy la comunidad de Tiktok ha salido en defensa del respeto y el tipo de contenido que prefiere crear y consumir así como el tipo de usuarios que son bienvenidos y los que no.

COMPARTIR ARTÍCULO
Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
ARTÍCULOS RELACIONADOS
DEJAR UN COMENTARIO

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Publicar comentario